Adelgazar bebiendo agua: truco infalible

¡Síguenos y danos un like!

Adelgazar bebiendo aguaEste artículo da origen a una serie de trucos sanos que te ayudarán a adelgazar. No serán magia, ni tampoco incluirán medicamentos, pero te aseguro que te resultarán efectivos al 100% y lo mejor, no volverás a recuperar el peso perdido.

Vamos a por el primer truco casero para adelgazar; podemos decir sin temor a equivocarnos, que es el primer paso y el fundamental para todos aquellos que están con deseos de perder esos cuantos kilos de más.

Bebe agua, agua, agua ¿y después?… ¡agua!

Beber la suficiente cantidad de agua al día es la clave fundamental para comenzar a adelgazar. El agua, además de depurar tu organismo ayudándole a eliminar las toxinas, te calmará el apetito. Si, el agua quita el hambre ¡comprúebalo!  porque llena tu estómago y te brinda sensación de saciedad.

Si te cansas de que no sepa a nada, añádele unas gotitas de limón ¡te ayudará a adelgazar aún más!Adelgazar bebiendo agua con limón

Eso sí, no bebas más de un litro y medio a dos litros de agua al día, porque no es bueno para los riñones beber demasiado agua. Y si tienes insuficiencia renal o alguna afección, consulta a tu médico antes de beber una cantidad determinada de agua por tu cuenta pues puede causarte graves problemas de salud.

¿Y cuándo beber agua?

Lo ideal es beber cuando tienes sed, pero si no tienes por hábito consumir agua de forma saludable, bebe pequeños sorbitos durante todo el día. Para adelgazar lo ideal es que bebas agua cuando comienzas a tener hambre y de paso, te comes un fruta para llegar a la comida con un apetito normal.

Resumiendo, que es gerundio

Bebe agua durante todo el día, pero 20 minutos antes de comer, ¡aunque no tengas hambre!, bebe agua y come una fruta. Verás cómo 20 minutos después, tu cerebro ya le ha dicho a tu estómago que has comido, ayudándote a no ingerir alimentos de más y por consiguiente, ayudándote a adelgazar.

No solo de agua vive el hombre (y la mujer)

Adelgazar bebiendo aguaAdemás de beber agua, muévete siempre que puedas, olvídate de la ley del menor esfuerzo, camina, no uses el mando de la tele, sube escaleras, olvida el ascensor…

En definitiva, no solo se trata de beber agua sino de que quemar calorías todo lo que te sea posible. Este pequeño cambio en tu vida, hará el milagro y perderás esos kilos que tanto te amargan la existencia ¡ya lo verás!

Consejo del día

El color de tu orina habla de tu salud. Para saber si estás bebiendo una cantidad correcta de agua, observa tu orina. El color saludable es un amarillo claro (casi transparente) y brillante. Si tu orina es demasiado clara y tienes sensación de querer orinar demasiado seguido, es que estás bebiendo más agua de la que debes; si es oscura, es que estás deshidratado y has de beber más.

Hay muchos otros factores que influyen en el color de la orina, si lo notas anormal, consulta a tu médico.

¡Síguenos y danos un like!
Marcar el Enlace permanente.

¿Conoces otra forma? ¡compártela con todos nosotros!